Días para el próximo año Santo

viernes, 4 de octubre de 2013

Los albergues de peregrinos de la Vía de la Plata, los menos transitados

Representantes de albergues privados de la Vía de la Plata y Camino Mozárabe-Sanabrés, han realizado un llamamiento a las administraciones para potenciar este camino de Santiago «en vista de la escasa afluencia de peregrinos, en comparación con los caminos del Norte, Francés, Portugués y el de Fisterra-Muxía, por poner unos ejemplos». En una reunión celebrada en Cubo del Vino, los dueños de albergues privados constataron la baja ocupación que tienen los establecimientos: «según los datos de la oficina del peregrino de Santiago de Compostela este año está siendo el mejor en cuanto a número de peregrinos y por el contrario, muchos de nuestros compañeros en la Vía de la Plata estén barajando la posibilidad de cerrar sus establecimientos». Los hospitaleros aseguran ser «conscientes que tenemos una diversidad de paisajes, gentes, gastronomía, monumentos y ciudades único, pero que necesita divulgación y cuidado».

Juanín, peregrino de la vida



Andrés Fernández Díaz Párroco de Lastres 

Ya terminó", mensaje escueto, pero que encerraba la noticia que, aunque esperada, nunca uno quisiera recibir: Juanín había llegado al final del camino de su vida en este mundo nuestro, él que tantas veces recorrió como peregrino el camino que conduce a Santiago de Compostela, llegaba en la madrugada del lunes, no al encuentro con el Apóstol, sino con el que da sentido a todo camino, a toda peregrinación, a toda vida cristiana, a Jesucristo el Salvador. Y nuestro querido Juanín llegaba con la credencial bien sellada, bien llena de sellos de servicio, de humildad, de amor y de paz, esperando recibir de manos del Salvador la Compostelana eterna, cuantas veces has repetido, amigo mío, ese dicho tan nuestro y a la vez de todo peregrino a Compostela "Quien va a Santiago y no al Salvador, visita al siervo y deja al Señor", pero esta vez no visitaste, amigo mío, al Salvador en nuestra "pia Ovetensis", sino que has ido al encuentro del que es Camino, Verdad y Vida: Jesús de Nazaret.

Polesu hasta lo más profundo de tu ser, preocupado por la Pola y por todo lo que la Pola era, profundas y férreas eran tus convicciones, pero nunca impuestas contra la razón y el servicio, preferías perder de ti, para que las cosas fuesen adelante. Amigo de tus amigos y enemigo de ti mismo y nunca, con conocimiento, de ninguno de los que como tú y yo compartimos la humana condición de ser criaturas.

Juan Manuel Rodríguez, delante del palacio Marqués de Santa Cruz.
Juan Manuel Rodríguez
Si queríamos encontrarte, de no estar en casa con los tuyos, con tu querida y amada esposa, con tus hijas y yernos, con tus nietos, o con tus hermanas, podíamos ir a buscarte a la casona, adonde el que esto escribe, de más rapacín, iba a buscar la leche, hoy convertida en un hermoso albergue de peregrinos, albergue por el que tanto luchaste, así como la recuperación y promoción del Camino de Santiago a su paso por el concejo de Siero, Sariego y Noreña, muchos fueron los desvelos, pero al final ahí está otra etapa conseguida y consolidada. Si no estabas allí, estarías haciendo el Camino de Santiago, o preparando alguna de las etapas que después los miembros de la asociación, que tú fundaste, fuesen realizando en ese año. ¡Que tampoco allí estabas!, no había que buscar más, tenemos que subir hasta la casa querida de todos los polesos, el asilo de los ancianos, regentado por la Congregación de las Hermanitas de los Ancianos Desamparados, y digo asilo, no como algo peyorativo, sino que así me lo inculcaron desde mi más tierna infancia, asilo que acoge y hogar que cuida como una familia, como una casa más de la Pola. Allí lo tenemos, encerrado, preparando, acondicionando, mimando la niñita de sus ojos, el belén del asilo de Pola de Siero, con qué cariño y dedicación, con qué entusiasmo trabajando poco a poco en él siguiendo la estela de quien fuera el alma y el creador de este belén, el capellán de la casa, D. Belarmino Roza.

El belén de la Pola, la Tierra Santa Polesa, como así quiso que fuera y así nos lo transmitió nuestro querido D. Belarmino, que, con su sotana y su vara de bambú, nos lo enseñaba con ilusión y dedicación, una catequesis viva y que así debe seguir siendo, esa vara de bambú que tuve en mis manos, cuando en el año 1992, a la muerte de D. Belarmino, intentamos reabrir el belén y que después fuiste tú, y tu gran amor a esta obra, el que siguió y fue custodiando y mejorando, pero siempre con la misma idea que la del creador, que estabas ante un legado que había que mantener y compartir con todos, con los polesos y con los que de diversos lugares venían a contemplarlo.

De sobra sabías que esta obra monumental no era tuya, ni de una asociación, ni tan siquiera solamente de una Congregación, aunque ésta fuese tan querida para ti, como es la de las Hermanitas de los Ancianos Desamparados, la cual custodia en su casa esta obra legada por D. Belarmino, sino que este belén es patrimonio toda Asturias y de todos los polesos, por lo que nos tocó a todos los que nos sentimos así, polesos, ayudar a la casa que lo custodia a que el espíritu del belén de D. Belarmino siga adelante, que fue en lo que tú trabajaste siempre, no una mera obra de arte, no un expositor de figuras, ni siquiera una simple réplica de Tierra Santa, sino algo más que eso, una catequesis viva y palpable de quien siendo todo un Dios se hizo hombre para salvarnos, y que desde las manos delicadas de D. Belarmino y tu constante preocupación y mantenimiento ha llegado hasta este tiempo. Alzo mi voz ahora, para que este legado siga teniendo el mismo sentido que hasta ahora ha tenido, la misma alma, la misma finalidad e intentemos dejar de lado todos otros intereses más mundanos e intentar todos preocuparnos por mantenerlo y transmitirlo a las generaciones venideras.

Querido amigo Juan, desde la presencia de Dios, que sé que en ella estás, porque creíste en su palabra, así me lo decías en días pasados: "Andrés, qué suerte tener fe, porque no tengo miedo a morirme, qué pena los pobres que no tienen fe y no tienen consuelo ante la muerte", pues bien, amigo, desde el lugar donde ahora te encuentras, quiero pedirte intercedas por todos nosotros y que esas ingratitudes humanas que a veces son las respuestas inmerecidas a un trabajo hecho desinteresadamente, silencioso y eficaz, te hayan acercado más a Dios en quien tanto has creído.

Querido amigo, gracias, gracias por tu amistad, tu testimonio de vida, tu testimonio en la enfermedad, de seguro que has escuchado de labios de Jesucristo: "entra siervo fiel y cumplidor, como has sido fiel en lo poco, te pondré al frente de lo mucho, entra en el gozo de tu Señor".
Juanín, descansa ya del Camino, feliz encuentro.


martes, 1 de octubre de 2013

Un muñeco con alma de niño al final del Camino

Un muñeco con alma de niño al final del CaminoAntontxu era el peluche de Ibai. El niño, de 12 años, no se separaba jamás de su osito. Lo llevaba a todas partes. Era un regalo de su padre, que lo trajo de Australia hace 44 años. Cuando estaba en el pueblo (Zarzosa de Pisuerga), donde coincidía con más de 20 familiares, lo guardaba debajo de la cama. Lo mantenía a salvo para poder dormir junto a su 'tesoro'. Solo se despegaba de él cuando hacía el Camino de Santiago. No quería que nadie se lo quitara. «Lo dejábamos en el coche», recuerda su madre, Marga Arroyo, que hoy termina una ruta que comenzó hace 31 días en Burgos. Lo hace con Antontxu, que 'viaja' colgado de su mochila. Una travesía con tintes reivindicativos, en memoria de Ibai Azkue, que falleció el año pasado junto a otras cinco personas al precipitarse el coche en el que viajaba por una esclusa del Canal de Castilla. Una vía, subraya Marga, «en mal estado y deficientemente señalizada».

El 11 de agosto de 2013 se cumplió un año. A las cuatro de la madrugada, un grupo de amigos que veraneaba en la localidad burgalesa de Zarzosa de Pisuerga se disponía a volver a casa tras disfrutar de una excursión a San Llorente de la Vega, un municipio que dista apenas 17 kilómetros y donde se celebraban las fiestas patronales. Los chavales se repartieron entre dos coches y el destino hizo el resto. En el primero, un 'Volkswagen Touran' conducido por Marta Santamaría, una enfermera bilbaína de 37 años, viajaban su hija Irati, de seis, su sobrino Ibai, su amiga Margarita Alonso, y las jóvenes burgalesas Laura Pérez, de 18, y Paula Santamaría, de 15. La tragedia ocurrió en el término municipal de Naveros del Pisuerga, en la provincia de Palencia, en una carretera secundaria en bastante mal estado que discurre junto al Canal de Castilla. La tragedia se desató en un puente, a la altura de la esclusa número 13. El vehículo golpeó la bionda y se precipitó al agua, quedando sumergido con todos sus ocupantes en el interior. Arroyo, que viajaba en el segundo turismo, vio caer al canal el coche donde viajaba su hijo. Se lanzó al agua para intentar salvarle. El tramo es un auténtico punto negro de la red viaria. En los últimos 40 años han perdido allí la vida 14 personas. «¿Queremos que muera más gente?», denuncia Arroyo, quien critica el estado de este tramo. «Me alegro de que lo arreglen, pero basta que pasen unos meses para que vuelva a estar mal. Podrían poner otro puente al lado», sostiene.

Un regalo especial 
 
La madre de Ibai lamenta que «ninguna autoridad me haya llamado» desde entonces. Ahora está «muy cansada», y tras terminar el Camino de Santiago, se dedicará a la recogida de firmas. Ha sido más de un mes lleno de anécdotas. «La gente me esperaba en los pueblos», cuenta. Guarda especial recuerdo de una chica de Cantabria con la que coincidió en un albergue de Sahagún (León). Esta mujer, de quien no sabe nada, le contó que desde que nació su hijo (fallecido hace 15 años a la edad de tres) llevaba una botita suya como llavero. Cuando Marga Arroyo salió e la ducha vio ese 'amuleto' colgado de la concha que lleva Antontxu. «Para mi fue muy emotivo», dice un día antes de terminar su larga travesía.

Arroyo narra su ruta con imágenes y comentarios en el blog www.ibaisiguetucamino.com (en un mes ha tenido más de 20.000 visitas), en el que reivindica el arreglo de la carretera. Además, han repartido 7.000 chapas con el lema 'Antontxu sigue tu camino'. El osito de Ibai ha realizado la travesía sin su dueño. Para su madre, el Camino «no acaba aquí». Seguirá luchando por 'Kurrupipi', como llamaba cariñosamente a su hijo.

lunes, 30 de septiembre de 2013

Los albergues de peregrinos de la Vía de la Plata, los menos transitados

Representantes de albergues privados de la Vía de la Plata y Camino Mozárabe-Sanabrés, han realizado un llamamiento a las administraciones para potenciar este camino de Santiago «en vista de la escasa afluencia de peregrinos, en comparación con los caminos del Norte, Francés, Portugués y el de Fisterra-Muxía, por poner unos ejemplos». En una reunión celebrada en Cubo del Vino, los dueños de albergues privados constataron la baja ocupación que tienen los establecimientos: «según los datos de la oficina del peregrino de Santiago de Compostela este año está siendo el mejor en cuanto a número de peregrinos y por el contrario, muchos de nuestros compañeros en la Vía de la Plata estén barajando la posibilidad de cerrar sus establecimientos». Los hospitaleros aseguran ser «conscientes que tenemos una diversidad de paisajes, gentes, gastronomía, monumentos y ciudades único, pero que necesita divulgación y cuidado».

Uno de los puntos fuertes de este encuentro fue «la creación de una asociación común que contará con representantes en cada provincia, con el fin de facilitar el diálogo y búsqueda de apoyo y ayudas por parte de las administraciones regionales, locales y estatales».

Unos cien peregrinos murieron haciendo el Camino desde 1993

«Marie Catherine Kimpton, peregrina canadiense, murió el 2 de junio del 2002 en Villatuerta (Navarra) atropellada por un coche. Peregrinaba con su esposo, que resultó herido»; «Andrés García Pelayo, peregrino ciclista de Algeciras (Cádiz), de 41 años, murió el 5 de septiembre del 2007 tras un desfallecimiento mientras ascendía al Cebreiro»; «Jouko Juhani, peregrino finlandés, murió el 9 de mayo del 2001 en el albergue de peregrinos de León mientras dormía». Y así hasta poco más de un centenar de reseñas ha recopilado la Federación Española de Amigos del Camino de Santiago en un trabajado e inconcluso proyecto que denominan Peregrinos hacia la eternidad, con el que pretenden rendir homenaje a los que perdieron la vida recorriendo cualquiera de las rutas hacia Santiago. Inconcluso porque, como ellos mismos admiten, «estamos seguros de que en esta lista faltan nombres», por lo que piden colaboración para ampliar y corregir aquellos errores o datos incompletos que permitan aumentar su fiabilidad.

Los dos últimos. En este punto de la Nacional 547, en el municipio de O Pino, murieron el viernes 20 de septiembre dos alemanes de mediana edad al ser atropellados por un furgón. álvaro ballesteros
De hecho, en algunos casos solo ha sido posible indicar que se trataba de un «peregrino brasileño», indicando la edad y algún dato más como el lugar del fallecimiento y los motivos, bien porque se desconocen los detalles o porque la familia ha preferido mantener la intimidad del caminante. Para entrar en la relación no hace falta morir con las botas puestas. Se incluye también a aquellos que estaban dirigiéndose al punto de salida o los que ya regresaban a sus casas tras abrazar al Apóstol.

Además de la prensa diaria con presencia en localidades por los que pasan los distintos Caminos, la federación ha recurrido a otras publicaciones periódicas como el Boletín Oficial del Arzobispado de Santiago o la revista Compostela, que edita la Archicofradía Universal del Apóstol.

De los poco más de cien peregrinos que recoge la relación desde 1993, quince murieron de forma violenta, siempre atropellados, ya fueran a pie o en bicicleta. El resto, de forma natural, casi siempre afectados por ataques al corazón o desfallecimientos. Unos cuantos aparecieron sin vida en la cama de algún albergue y también hay varios casos de personas que o bien hacían el Camino enfermas o tuvieron que retirarse por algún mal detectado, para fallecer posteriormente en su lugar de origen.

No hay crímenes 
No han quedado registrados crímenes, pero sí muertes en extrañas circunstancias, como la de al menos dos personas que en diferentes años perecieron ahogados al terminar su periplo en Fisterra.

domingo, 29 de septiembre de 2013

«La gente tiene que sentirse segura para desplazarse tan lejos»

María Luisa Martínez es una conquense residente en Murcia desde hace 35 años. Médico especialista en oftalmología en el Hospital Universitario Reina Sofía, lleva veinte años recorriendo el Camino de Santiago y en los cinco últimos preside la Asociación de Amigos del Camino de Santiago de Murcia.

-¿Cuándo se fundó la asociación?
-En el año 1993. Un grupo de amigos que habían realizado el Camino de Santiago se reunieron y decidieron constituir la asociación. Ése mismo año hice por primera vez el recorrido y me puse a colaborar con ellos. Recientemente se constituyó otra en Lorca.

-¿Qué objetivos persigue?
-Ofrecer atención e información a los peregrinos que van a realizar el camino. También organizamos actos culturales a lo largo del año como encuentros y excursiones.

-¿Existe afición por hacer el camino del peregrino?
-Los últimos años lo está realizando mucho público. Ofrecemos 450 credenciales al año, al igual que la agrupación de Zaragoza, una de las más potentes de España. Además, el Obispado de Cartagena también da distintivos para realizar el viaje a Santiago, por lo que la afición por ir a Galicia es permanente.

-¿A qué cree que es debido este incremento?
-Hacer el Camino de Santiago se ha puesto de moda desde hace unos años. Está declarado Patrimonio de la Humanidad, es premio Príncipe de Asturias de la Concordia y se ha promocionado mucho. Antes sin embargo estaba muy abandonado.

-¿Cuántos recorridos existen?
-El francés, la Vía de la Plata desde Sevilla, el portugués, el del Norte y otros que van desde el Levante. 

-¿Y desde la Región?
-Desde Santiago de la Ribera existe uno. También desde Cartagena, pues la leyenda dice que el apóstol Santiago desembarcó en esta ciudad. Hay otro que recorre todo el cauce del río Segura por los municipios del Valle de Ricote.

-¿Cuáles son los mayores inconvenientes?
-No existen. La gente tiene que sentirse segura de sí misma por desplazarse tan lejos. El camino no te pone un límite, haces al día los kilómetros que puedes. Mayores, pequeños, en familia, todos pueden hacerlo.

-¿Qué beneficios aporta?
-Son personales. Es la experiencia que cada cual obtiene. Nadie ha regresado diciendo que no repite, sino todo lo contrario, con ganas de volver. Es la convivencia con otras personas, andar, tener la cabeza pensando en otras cosas que no son las cotidianas. Es tremendamente gratificante.

-¿Por qué se hace el camino?
-Muchas veces no es el mismo motivo por el que se empieza que con el que se termina. Culturales, deportivos, religiosos... Es vivir una experiencia en contacto con la naturaleza. 

-¿Qué aconseja para recorrerlo?
-Sobre todo, ganas. Desde la asociación damos consejos prácticos. Hacemos mucho hincapié en el peso de la mochila, que debe ser el menos posible, pues el camino te enseña lo poco que necesitas para vivir. Hay que llevar mucho cuidado con los pies y utilizar un buen calzado. Hay que ser respetuoso en los albergues con el descanso de los peregrinos.

-¿Sabéis en cada momento quiénes lo están haciendo?
-El camino está abierto a todos pero también está controlado. Por nuestra parte, con las credenciales que damos sabemos en cada momento quiénes y desde dónde están cada uno de los participantes. Nos reunimos cada lunes en el Casino de Murcia de 20 a 21 horas, donde atendemos a todos quienes quieran hacer el recorrido.

Asociaciones del Camino de Santiago reclaman impulsar la senda sanabresa

La Via de la Plata, el Camino Mozárabe o Sanabrés busca impulsar esta alternativa a las más exitosas del Norte, Francés, Portugués y el de Fisterra-Muxía. 

Representantes de muchos de los albergues privados de dicha zona, al igual que asociaciones vinculadas con el Camino de Santiago se reunieron en El Cubo de Tierra del Vino para aunar esfuerzos e ideas para lanzar al mundo un mensaje: «Un llamamiento a las administraciones para que por favor ¡!!!hagamos algo ¡!! ¡!!YA!!!»
 
«Nos duele mucho saber que, según datos de la oficina del peregrino de Santiago de Compostela, este año esté siendo el mejor en cuanto a número de peregrinos y por el contrario, muchos de nuestros compañeros en la Vía de la Plata estén barajando la posibilidad de cerrar sus establecimientos. Somos conscientes que tenemos una diversidad de paisajes, gentes, gastronomía, monumentos, ciudades, único pero que necesita divulgación y cuidado. Uno de los puntos fuertes de este encuentro es la creación de una asociación común que contará con representantes en cada provincia, con el fin de facilitar el dialogo y búsqueda de apoyo y ayudas por parte de las administraciones regionales, locales y estatales, que hasta el momento, están siendo escasas y sin iniciativas comunes a las cuatro comunidades, elemento que consideramos de la máxima importancia para la difusión internacional y mejora de estas rutas que de forma individual es compleja y en muchos casos imposible». 

Desde hace cientos de años millones de peregrinos recorren antiguas sendas para llegar a Santiago de Compostela al encuentro del santo patrón. «Estas sendas han configurado a lo largo de la historia extensas redes de comercio, desarrollo y especialmente enriquecimiento cultural. Con el paso de los siglos muchas de estas sendas que recorren nuestro territorio nacional han caído en el olvido a la vez que otras cada vez son más populares y conocidas por los peregrinos de todo el mundo.

Lo cierto es que históricamente estas rutas están siendo cuidadas, apoyadas y promocionadas por instituciones para alcanzar unos servicios de máxima calidad. Aunque en este proceso quizá hayan quedado en un segundo plano rutas como la Vía de la Plata, el Camino Mozárabe, o el Camino Sanabrés, recorridos que habitualmente coinciden con algunas de las zonas más deprimidas de nuestro país, pero al mismo tiempo de las de mayor interés histórico, antropológico, arquitectónico y ecológico. Pero que aún así, no se conocen fuera de nuestro país».

Una ruta de peregrinación a la sombra del Camino de Santiago

La Vía Francígena, que lleva de Canterbury a Roma, no es tan prestigiosa como el archiconocido Camino de Santiago. Esta ruta de peregrina...