Días para el próximo año Santo

lunes, 13 de diciembre de 2010

Hospitalidad a la vieja usanza en el nuevo albergue jacobeo Ebalo Tamaú

Ebalo Tamaú, ‘bautizado’ así en homenaje a un generoso hospitalero israelita que habría ofrecido alojamiento (sin saberlo) a Jesús de Nazaret, es el curioso nombre con el que se ha ‘bautizado’ un nuevo albergue para peregrinos en la localidad jacobea de El Burgo Ranero, un refugio, que eleva a un centenar el número de camas a disposición del peregrino.

Así, siguiendo la doctrina hospitalera de este personaje, Eufemio Baños Lozano, ‘Femi’, oriundo de El Burgo, se lió la manta a la cabeza y comenzó a dar forma a su ilusionante proyecto, “proyecto que ha contado con el apoyo de muchos profesionales y artesanos, que han prestado su colaboración casi de forma desinteresada, porque esta es la esencia del albergue, no hay un ánimo de lucro explícito. Se han empleado incluso excedentes de otras obras, ha colaborado una empresa constructora, hay mucha gente detrás del albergue”, comenta el promotor y también polifacético artista cuya obra se puede contemplar en el nuevo refugio jacobeo.

El inmueble que ahora es albergue, es un antiguo almacén de cereal realizado en adobe durante la primera mitad del siglo pasado, “cuya estructura y materiales se han respetado”.

El albergue Ebalo Tamaú (situado a escasos metros de la estación del tren de El Burgo), cuenta con todas las comodidades para los sufridos peregrinos: salón de reuniones, comedor, patio con jardín, cocina comunitaria, zona de lavandería... y ofrece además un total de 12 plazas repartidas en tres acogedoras habitaciones: una para seis personas, otra de cuatro camas y una tercera para dos peregrinos.

Al andar se hace el Camino

La Asociación de Amigos del Camino de Santiago de Segovia celebró ayer una jornada festiva, con una marcha popular que discurrió por el camino de Zamarramala hasta el monasterio de El Parral, en el templo del mismo se celebró una misa del peregrino.

Los caminantes visitaron también el refugio de peregrinos de Zamarramala, antes de regresar a su sede, ubicada en el barrio de San Lorenzo, donde compartieron una comida de hermandad. Estos actos se organizaron con motivo del undécimo aniversario de la asociación, que se cumplirá la próxima semana, ya que fue creada el 20 de diciembre de 1999 por un grupo de amigos, con el objetivo de atender a todas las personas y peregrinos interesados en recorrer el Camino de Santiago.

La vicepresidenta del colectivo, Esperanza García, hizo un balance positivo de estos once años de actividades y promoción de la ruta en su recorrido por la provincia de Segovia, según informa Ical.

Ese itinerario discurre por las localidades de Segovia, Zamarramala, Valseca, Añe, Los Huertos, Pinilla Ambroz, Santa María la Real de Nieva, Coca, Nava de la Asunción y Villeguillo, adentrándose después en la provincia de Valladolid. En total, se trata de unos 150 kilómetros de camino, que durante este año jacobeo ya han recorrido alrededor de un millar de peregrinos.

Una ruta «íntima y austera»

Ese es el número de credenciales que, en lo que va de 2010, ha repartido la Asociación de Amigos del Camino de Santiago de Segovia. Esperanza García afirmó que al tratarse de un año santo, se ha incrementado el número de peregrinos, «debido también a que el camino más conocido, el francés, está saturado y muchas personas han optado por hacer la ruta de Madrid». García aseguró que esta alternativa es «más tranquila, más silenciosa y más íntima, y austero, como los castellanos».

El trazado está señalizado en sus seis etapas con flechas amarillas, y en la capital se instalaron placas de bronce a lo largo del recorrido urbano, con la inscripción de una concha venera, cuya orientación marca la dirección a seguir. La provincia registra cinco albergues, en Villeguillo, Nava de la Asunción, Coca, Añe y Santa María, y un refugio en Zamarramala.

Las claves para hacer el Camino de Santiago si eres diabético

La Fundación para la Diabetes aconseja llevar insulina suficiente, reforzar los controles de glucosa y aumentar la hidratación, entre otra...